Los coches a pedales, una alternativa de ocio en familia

El ocio en familia, es en nuestros días la mejor alternativa para pasar tiempo con los más pequeños de la casa, ya que durante la semana es bastante complicado, debido a que los horarios laborales son bastante incompatibles con la vida familiar.

Kar a pedales

Dedicar tiempo a nuestros hijos es una necesidad, ya que conseguirá que podamos crear vínculos con ellos, algo que será, sobre todo, de gran ayuda para paliar los devastadores efectos que la adolescencia puede provocar.

Pero para conseguir este fin, el tiempo que dediquemos debe de ser “tiempo de calidad”, un concepto que cada vez es más conocido y nos marca las diferencias claramente entre el tiempo que dedicamos a que hagan sus deberes u otras tareas obligatorias, y el que dedicamos a escucharlos o en definitiva a conocerlos mejor.

El deporte, una vez más, se convierte en una herramienta clave en el tiempo de calidad, ya que mediante el ocio podemos conocer y educar de una manera divertida y agradable para todos.

Una nueva propuesta de ocio, que está en auge en este momento, son los coches a pedales, un juguete que llama la atención de los niños desde el primer momento, pero que, además, no son solo un juguete infantil, sino que también existen para adultos. Es decir, son una oportunidad para disfrutar de una experiencia en familia, al aire libre y convirtiéndose en una forma de dedicarles tiempo de calidad a nuestros hijos.

 El uso de estos aparatos puede ser bastante didáctico, en materia de habilidades motrices, esquivando obstáculos, habilidades sociales, realizando carreras de relevo por grupos y sobre todo en educación vial, realizando un circuito con señales que el niño deberá aprender y respetar. En otras palabras, solo depende de la actividad que consigan idear para realizar con el coche.

También debe destacarse una característica importante del uso de estos fantásticos coches. El sedentarismo es una característica propia de nuestra sociedad, tanto en adultos como en niños. El sedentarismo infantil, es un problema patente en nuestros días y esto se debe, en gran parte, a que el ocio también es sedentario.

El kar a pedales implica necesariamente salir de casa y realizar ejercicio físico, de una manera divertida, es sin duda, una buena manera de engancharse al deporte. Una idea inicial puede partir de proponerles que en lugar de jugar a juegos de carreras en la consola, conduzcan su propio kar a pedales.

Tomarse esta actividad como un juego para todos los miembros de la familia les ayudará a mantenerse en forma, mientras invierten su tiempo de ocio de la mejor manera, juntos.

Si está dispuesto a probar esta novedosa forma de pasear no dude en contactar con la empresa Sal a jugar, la cual posee una amplia gama de coches a pedales y otros medios de transporte para disfrutar al aire libre, que podrá comparar en su web. También podrá realizar su pedido cómodamente en la tienda online y en pocos días lo recibirá en su casa o consultar con ellos cualquier duda que le surja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *