Con niños en el vehículo, precaución absoluta

Una de las máximas preocupaciones de los padres con hijos pequeños es su seguridad. Durante los primeros años de vida se intenta adaptar la casa de forma que productos de limpieza o medicamentos queden fuera de su alcance, igual que los enchufes suelen taparse para que no puedan meter sus deditos en ellos.

Pero si importante es la seguridad en la vivienda, no hay que olvidar que también hay que preocuparse del vehículo cuando viajamos con menores en él. No es suficiente comprar una silla especial para ellos,  sino que hay que colocarla  correctamente, pues su mal uso puede provocar en caso de accidente, graves lesiones a los pequeños.

Por eso, siguiendo unos sencillos consejos que la Dirección General de Tráfico (DGT), ha publicado, la seguridad de los niños crecerá durante los viajes en el vehículo.

  • Para empezar, es importantísimo no viajar con los niños encima del copiloto o cualquier otro ocupante del coche, y menos compartir cinturón. En caso de un posible accidente, el menor quedaría aplastado entre el adulto y sistema de seguridad.
  • Los niños tienen que viajar en los asientos traseros. Si por cualquier motivo, el menor debe sentarse delante, es importantísimo desconectar el airbag para que no asfixie al niño en caso de accidente.
  • Es recomendable que los niños menores de cuatro años viajen en sentido contrario a la marcha del vehículo, siempre y cuando su peso y estatura se lo permitan.
  • Tanto los arneses como los cinturones deben ir ajustados al cuerpecito del niño, nunca holgados o doblados.
  • La cabeza del niño no debe superar, en altura, la silla en la que va sujeto. Si esto ocurriera, es necesario cambiar de sistema de seguridad por uno de mayor tamaño.
  • Para evitar lesiones en posibles colisiones laterales, los niños deben utilizar cojines en el respaldo para que las lesiones sean lo menos graves posible.
  • Los recién nacidos sólo viajarán en capazo cuando el pediatra así lo indique por razones médicas.

Aplicando en el día a día estos sencillos consejos, podemos evitar algún disgusto cuando viajamos en el vehículo con niños pequeños.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *